Sinestesia: Sentidos complementados

¿Imaginas cómo sería ver el olor de un perfume? ¿Notar el tacto que experimenta la persona a la que están acariciando delante tuya? Una persona con sinestesia sí puede sentirlo.

0
528
Números coloridos
¿Qué es la sinestesia?

La sinestesia es un fenómeno neurológico que se caracteriza por la activación simultánea de dos sentidos a pesar de que uno de ellos no ha sido estimulado directamente. Esta activación se produce de forma involuntaria, automática y consistente a lo largo del tiempo. No se puede controlar.

Un ejemplo de sinestesia sería cuando a través del oído por un sonido se provoca la percepción de otro sentido que no se ha estimulado como la vista, a través de la visualización de un color.

Las percepciones sinestésicas son específicas para la persona, aunque distintas personas sinestésicas pueden compartirlas, y poseen relevancia emocional.

La sinestesia es la forma a través de la cual la persona conoce el mundo. Es por ello que hay personas que no saben que son sinestésicas ya que piensan que el resto del mundo experimenta las mismas vivencias que ellas.

¿Por qué se produce la sinestesia?

Las investigaciones apuntan a un probable origen genético, sugiriendo que deriva de un rasgo dominante del cromosoma X. Esto podría explicar por qué es un fenómeno que, a pesar de tener una baja prevalencia en la población general, es más frecuente en mujeres. Asimismo las investigaciones señalan que es más probable que la sinestesia se dé entre miembros de una misma familia.Notas musicales coloridas

Tipos de sinestesia

Se han descrito más de 60 modalidades de sinestesia.

Un sentido estimulado puede provocar la activación de otro como la vista, el oído, el tacto, el gusto o el olfato. Esta activación también se puede producir a través de un concepto o una emoción.

Una persona sinestésica puede ver colores con el olor de un perfume o un sonido, sentir el tacto que observa en el cuerpo de otra persona o sentir un sabor cuando alguien le toca o lee una palabra.

Hay personas para las que el inductor (lo que provoca la sensación sinestésica) es la forma visual, es decir, la orientación concreta de las líneas que forman las letras de una palabra (lower synesthetes), y otras para las que el desencadenante es el significado de dicha palabra (higher synesthetes).

Otro de los tipos de sinestesia es la llamada mirror-touch o “tacto en espejo”. Quienes la tienen, pueden sentir el tacto en su mejilla derecha cuando observan a una persona que es tocada en su mejilla izquierda. Además, las personas con este tipo de sinestesia poseen un sistema de neuronas espejo más activo de lo habitual, lo que les hace más sensibles a las emociones de otros, pudiendo sentir en su propio cuerpo el tacto que visualizan en otra persona. Esto influye tanto para las sensaciones agradables como para las desagradables, ya que la sinestesia puede llegar a provocar dolor físico cuando se observa una escena violenta en una película o serie, por ejemplo. En este caso, el dolor sería producido por un estímulo visual.Rana delante de un espejo

Siguiendo con estas sensaciones, se ha registrado que el dolor puede tener diferente color según la zona del cuerpo donde aparece o provocar sensaciones de sabor, olor o sonido. En el lado opuesto al dolor, tenemos el orgasmo, con el cual se han asociado sensaciones de color y sabor.

Para finalizar, es importante destacar que la sinestesia no está relacionada con las alucinaciones que pueden aparecer en personas con trastornos psicóticos o por el consumo de drogas. Es cierto que pueden parecer similares, pero en la sinestesia las sensaciones son, como se dijo al principio, consistentes a lo largo del tiempo y son básicas, relacionadas sobre todo con el color, las texturas y formas visuales simples, las sensaciones táctiles, etc. No provocan elaboraciones complejas pictóricas o semánticas.

Para ampliar información:

Dejo por aquí un par de vídeos para más información:

¿Qué es la sinestesia? https://www.youtube.com/watch?v=Jz-nSkAJF_M

Sinestesia: cuando flipar en colores es posiblehttps://www.youtube.com/watch?v=ImAQK9ObUoU

Referencias:

Melero, H., Peña-Melián, A., Ríos-Lago, M. (2015). Colors, tastes, numbers?: Synesthesia in a Spanish sample. Revista de neurología 60 (4): 145-150

Melero, H. Sinestesia ¿cognición corporeizada? Átopos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.